Inicio Puntos de acceso Puntos inalámbricos de acceso seguros

Puntos inalámbricos de acceso seguros

94
0
Compartir

WatchGuard Technologies anuncia los nuevos puntos inalámbricos de acceso seguros AP300 para proporcionar acceso fiable.

Diseñado para trabajar con los premiados appliances de gestión unificada de amenazas (UTM) Firebox del propio fabricante, el modelo AP300 ofrece acceso inalámbrico de alto nivel con servicios de seguridad avanzados para ayudar a los proveedores de mercado a ofrecer una mejor protección a clientes a través de las redes Wi-Fi.

Los puntos inalámbricos de acceso seguros ofrecen el último estándar 802.11ac y nuevas funciones inalámbricas para resolver cuestiones y problemáticas relacionadas con el negocio. Así, incluye las capacidades Fast Roaming para mejorar la calidad para los clientes de VoIP; Fast Handover, lo que asegura que equipos con una intensidad de señal baja se conecten a un AP más próximo; y Band Steering para trasladar a los clientes a la banda de 5 GHz, más descongestionada.

A pesar de la explosión del uso del Wireless, la seguridad, que es un elemento crítico, es todavía con frecuencia un tema ignorado. A medida que el uso de wireless aumenta, también lo hacen las vulnerabilidades y los ataques dirigidos.

Amenazas que se pueden evitar con los nuevos puntos inalámbricos de acceso seguros

  • Puntos inalámbricos de acceso seguros Cracking de contraseña Wi-Fi: los puntos de acceso inalámbricos que todavía utilizan protocolos de seguridad antiguos, como WEP, son blancos fáciles porque las contraseñas son muy fáciles de craquear.
  • Hotspots falsos: nada impide físicamente a un cibercriminal el hecho de permitir que un punto de acceso exterior esté cercano o coincida con un punto de acceso SSID, que invita a los usuarios a identificarse.
  • Colocación de malware: los usuarios que se unen a una red inalámbrica de invitados son susceptibles de, sin saberlo, llevarse malware no deseado de algún vecino con malas intenciones.
  • Espionaje: los usuarios corren el riesgo de que sus comunicaciones privadas sean interceptadas por ciber espías mientras están conectados una red inalámbrica sin protección.
  • Robo de datos: unirse a una red inalámbrica expone a los usuarios a la pérdida de documentos privados que caen en manos de los ciberladrones, que están pendientes escuchando las transmisiones para interceptar la información que se está transmitiendo.
  • Uso inapropiado e ilegal: las empresas que ofrecen Wi-Fi a invitados se enfrentan al riesgo de un uso indebido por parte de los usuarios, ya sea por acceder a contenido de adultos o extremista, descargas ilegales, o ataques contra otras empresas.
  • Los malos vecinos: a medida que el número de usuarios wireless en la red crece, también lo hace el riesgo de que un dispositivo previamente infectado entre en la red.
Utilice nuestro SERVICIO AL LECTOR GRATUITO para contactar con el proveedor

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here